Loading...

PELICULAS COMPLETAS

Loading...

martes, 15 de enero de 2013

Carta abierta, de un quimico a Messi.





Hola Leo,

¿Qué tal? ¿Contento no? Todo te va sobre ruedas y, sin lugar a dudas, te lo mereces porque sos de lejos el mejor jugador del mundo… y para mí de la historia.

Me presento. Me llamo Venancio y soy un químico al que le apasiona la Ciencia y se indigna con el abuso que mucha gente hace de ella con fines un poquito sospechosos. Química, Ciencia… sé perfectamente que no son tus especialidades pero voy a intentar que me entiendas explicándome lo mejor posible y para ello voy a utilizar una serie de ejemplos muy relacionados con tu rutina diaria.

Lo primero que debo hacer es pedirte perdón por dirigirme a vos sin avisar, de sopetón, casi a traición, pero es que desde que la otra tarde vi tu imagen asociada a un eslogan alimenticio que me saca de mis casillas, el famoso “100% natural” (al que añades el “nada artificial” en el anuncio televisivo), no he parado de pensar en que es mi obligación escribirte esta carta en la que voy a hacer lo que jamás pensé que mi corazón culé me permitiría realizar: una pequeña crítica a tu labor.

Sí Leo sí, sos el más grande, pero creo que te has equivocado esta vez.

Vos no tenes la obligación de saber sobre ciertas disciplinas científicas, pero en tu caso, el de una persona con millones de seguidores en todo el mundo, cualquier frase que digàs puede crear una corriente de opinión entre la sociedad…. y esas cosas hay que cuidarlas.



Mira Leo, este post es destinado a analizar el Pan tostado Bimbo 100% natural que vos publicitas… y de algo más que realmente te interesará.

Aunque hay quien puede pensar que tras el eslogan “100% natural nada artificial” solamente se esconde el deseo de informar al consumidor sobre la composición de los productos, dicha publicidad esconde un mensaje quimifóbico en toda regla en el que, subliminalmente y sin nombrar a la competencia, se está lanzando un mensaje a la población de que los productos que no son 100% natural tienen algún riesgo sobre la salud del consumidor… y esa idea, aunque no tiene ni pies ni cabeza, ha calado en la sociedad hasta el punto que los que practican el marketing pseudocientífico se están imponiendo a todos los que intentamos desmontar esta gran falacia. Atento a este dato.

Según el informe “LifeStyles 2012“ sobre las preocupaciones del consumidor actual, el 50,8 % de los consumidores españoles estaría dispuesto a pagar más por alimentos sin aditivos al considerarlos más sanos… sí, por surrealista que parezca, el españolito de a pie no solamente piensa que la química de los conservantes y colorantes es peligrosísima sino que incluso en tiempos de crisis prefiere gastar su dinero pagando más por “lo natural”.

Pero hoy Leo no te voy a hablar de las bondades de los conservantes, colorantes u otros aditivos, sino que voy a darle la vuelta a la tortilla y voy a escribir sobre la naturalidad de algunos de los ingredientes que lleva el producto que vos anuncias, el pan tostado de Bimbo… fíjate en esta etiqueta.



Jamás he sabido lo que es un alimento natural pero en esta ocasión, y de forma sorprendente, Bimbo ha añadido una frase a esta etiqueta en la que me explica lo que para esta marca es un alimento natural: “Producto 100% natural porque todos sus ingredientes son naturales”. Hombre, esta definición hace aguas por todos los lados pero yo me voy a centrar en dos aspectos que me llaman mucho la atención… lee atentamente el primero pero fíjate muy bien en el segundo de ellos porque te incumbe especialmente.

A ver , ¿qué es más importante en un alimento, los ingredientes originales o los que forman parte del producto final? Lo digo porque en el Pan Bimbo tostado los ingredientes que en un principio se utilizaron han sufrido un procesado que los ha transformado en otros… y esos son realmente los que nos deberían importar porque son los que ingerimos…¿O no?
Precisamente leyendo esa etiqueta me he acordado de un caso acontecido hace poco en el continente americano en el que una bebida que se anunciaba como 100% natural fue demandada ya que, aunque sus ingredientes sí eran naturales, el tratamiento térmico que se le daba a dichos compuestos los convertía en otros productos secundarios que no eran nada saludables.



¿Estoy queriendo decir que los productos que se generan en la elaboración del pan tostado de Bimbo son perjudiciales? En absoluto, pero tampoco la frase “Producto 100% natural porque todos sus ingredientes son naturales” es correcta. Un alimento puede tener ingredientes naturales pero tras su tratamiento se convierten en otros muy distintos, que pueden o no encontrarse en la naturaleza y que pueden ser más o menos saludables… y esto último es lo que debe ser analizado porque a mi personalmente que los ingredientes finales o iniciales sean naturales no me dice absolutamente nada, lo que realmente me interesa es si son beneficiosos o no para nuestro organismo.

Pero el segundo aspecto que me llama mucho la atención del producto que tú publicitas me parece muchísimo más grave. Ya que no creo que tenga otra ocasión de dirigirme a vos, quiero aprovechar mi carta de hoy para hablarte de un secreto que esconde el pan tostado 100% natural, y del que nadie ha hablado, pero que a vos creo que te interesa especialmente… y también a todos los consumidores.



Hace unos años eras un futbolista que te lesionabas continuamente. Eran lesiones musculares, no muy graves, pero lo suficiente como para perderte una gran cantidad de partidos ya que encadenabas una con otra. Como vos bien sabès hubo quien decidió tomar cartas en el asunto y,tras analizar exhaustivamente tu patrón de alimentación, se dio cuenta que tu dieta no era precisamente un modelo a seguir y la nutricionista de tu club decidió intervenir. Desde ese día pocas veces te has lesionado por lo que te habrás dado cuenta de lo importante que es una buena alimentación para el correcto estado de tu organismo. ¿Y por qué te cuento esto que solamente vos y unos cuantos más sabíamos?



Si te fijas bien en los ingredientes del Pan tostado 100% natural pone “aceite vegetal (palma)” y eso nos conduce a uno de los grandes errores que existen hoy en día en el campo de la nutrición humana: creer que “lo vegetal” siempre es mejor que “lo animal”.

Concretamente el aceite vegetal empleado en la elaboración del Pan tostado 100% natural, el de palma según reza la etiqueta, es más perjudicial nutricionalmente para nuestro organismo que otros de origen animal que han sido perseguidos tradicionalmente como algunas mantecas.



De hecho el aceite de palma contiene aproximadamente una proporción de ácidos grasos saturados (principalmente palmítico), de un 50% por lo que son numerosos los estudios científicos que le atribuyen propiedades negativas para la salud humana ya que su consumo prolongado y abundante puede estas relacionado con diferentes patologías como enfermedades cardiovasculares, alta proporción de colesterol LDL en sangre y muchas otras… así que Leo mejor será que no lo consumas en grandes cantidades no sea que vuelvan las lesiones.



Pero ya que estamos con el dichoso aceite de palma hay algo que me gustaría preguntarle a todos los amantes del 100% natural. Según ellos cuentan “lo natural” siempre es mejor que “lo químico” porque, entre otras cosas, perjudica mucho menos al medio ambiente y es mucho más ecológico… y eso no es verdad.



No estaría de más que alguien como vos, que llegàs a mucha más gente que un humilde post de divulgación científica, les recordaras a la gente que diseña estos mensajes que, además de ser poco beneficioso para la salud, el aceite de palma es responsable de muchos desastres ecológicos en los países donde se cultiva la planta. Deforestación, reducción de la biodiversidad, contaminaciones del agua y el aire o extinción de animales son algunos de los males causados por la sobreexplotación de las palmas aceiteras en el Sudeste Asiático, África central y Sudamérica…o sea que el aceite de palma tiene mucho de natural pero poco de ecológico y menos de saludable



Querido Messi, una vez que te he demostrado que, en contra de lo que se desprende de los anuncios de Bimbo, es una auténtica falacia querer afirmar que lo único que es saludable es lo natural y que, además, esto último siempre es lo más ecológico y saludable, voy a pasar a la segunda parte de mi carta: la demostración que no solamente la “química” no es mala, sino que vos, al igual que el resto de la sociedad, la disfrutas en tu día a día.



Desde las fibras sintéticas de tus camisetas hasta el tejido con el que se fabrican tus famosísimas botas ligeras y de gran sensibilidad; desde los nanoelementos con los que se construye esa tablet con la que siempre bajas del autobús de nuestro club hasta los componentes de ese móvil de última generación que llevas siempre pegado a tu mano; desde el componente aerodinámico del que está formado el balón con el que nos deleitas cada domingo hasta los pesticidas, abonos y sistemas de riego con los que se trata el césped que pisas en cada partido; desde los materiales con los que construyeron tu fantástico coche hasta el combustible de los aviones que te trasladan a todos los rincones del mundo cada semana…¡¡TODO ES QUÍMICA A TU ALREDEDOR LEO!!



Por cierto, y ya que este post tiene su origen en tu anuncio sobre un producto alimenticio, me gustaría comentarte una cosa…. Hace unos días vi que jugaste con tu selección en Arabia Saudí y pude leer una noticia acerca de que cada vez que el equipo argentino, al igual que el de otras nacionalidades, se desplaza a ese tipo de países lejanos se lleva una gran cantidad de comida para evitar complicaciones gastrointestinales… si vos supieras toda la química que se esconde detrás de conservación de alimentos para que podás permitirte ese lujo a lo mejor no aceptabas publicitar mensajes subliminales en contra de lo “químico”.



Una vez que ya te he demostrado que ni lo natural es tan bueno ni la química no solamente no es tan mala sino que se encuentra en todo lo que te rodea, me vas a permitir que tenga la osadía de dar un consejo a todos los famosos que hacen este tipo de campañas de publicidad. Soy plenamente consciente de que ustedes solamente ponen la imagen a una marca comercial a cambio de considerables cantidades de dinero, cosa que si la empresa responsable está dispuesta a hacer me parece fenomenal. Sin embargo, creo humildemente que ustedes, los famosos, tienen un poder muy grande sobre la opinión de mucha gente por lo que deberian llevar más cuidado con lo que publicitan.




Por ello creo que, antes de hacer una campaña publicitaria, es tu obligación informarte bien de lo que vas a anunciar porque, aunque sea sin mala intención, podes llegar a crear una corriente equivocada de pensamiento entre tus millones de seguidores.





En el vestuario tenes un compañero, Andrés Iniesta, que anuncia una marca de helados Kalisse en cuya publicidad se puede leer el famoso eslogan “libre de transgénicos” o, a un nivel incluso mayor, un ídolo musical de varias generaciones, Paul McCartney, apareció en varios actos en contra de la biotecnología. Con todo el respeto que te profeso a ti, a Iniesta o a McCartney… ¿Tienen los conocimientos necesarios para lanzar mensajes en contra de los aditivos, los transgénicos o la biotecnología y que llegan a millones de personas?





No te preocupes Leo, ya concluyo porque imagino que tendrás que ir a entrenar. Sin embargo, y ya que en unos minutos pasarás por ese fantástico vestuario que tantas alegrías me ha dado, me gustaría pedirte un favor. Vos y yo, además de nuestros colores blaugranas tenemos otro nexo común… nuestra admiración a Pep Guardiola y a aquellos fabulosos vídeos que les ponía el de Santpedor para motivar a todo el vestuario. Pues bien, ¿te importaría ponerles a tus compañeros este vídeo? Son solo tres minutos pero se podran hacer una idea de lo importante que es la química para que ustedes puedan vivir de la forma que lo hacen…



Sí, ya sé que toda la plantilla habrá comentado en el vestuario que este vídeo no es actual sino que corresponde al año 2011, el Año Internacional de la Química. Sin embargo es precisamente ahora, pasado un año desde que los focos dejaran de enfocar a esta grandiosa rama de la ciencia, cuando más se necesita el apoyo de todos a esta disciplina que, aunque algunos quieran arrinconar, no tiene fecha de caducidad: la Química.

Un abrazo Leo…de culé a culé.

Atte. Venancio.








Gracias Venancio!














No hay comentarios:

Publicar un comentario